Fácil y rápido, tu declaración de herederos Madrid

Fácil y rápido, tu declaración de herederos Madrid

Para aquel que conozca un poco los detalles de cualquier herencia, sabe que lo pero que nos podemos encontrar es la situación de inexistencia del testamento. Este documento es la llave para que todo el proceso sea fácil y económico para la familia del fallecido. Si no existe es necesario realizar la declaración de herederos Madrid de una forma rápida y sencilla, es necesario recurrir a abogados especializados en herencias, para evitar sobrecostes de tiempo y dinero.

Una herencia es un proceso, gracias al cual, se trasfieren los bienes y las deudas de un fallecido a sus legítimos herederos. Este proceso legal se puede realizar de dos formas diferentes, la primera es a través del propio testamento y la segunda es la denominada declaración de herederos.

En el primer caso es la propia persona fallecida la que determina en el testamento que desea que se haga con sus bienes y sus deudas, y quién debe heredarlos, siempre evidentemente bajo la legalidad establecida en el código civil. Lo primera será saber en qué notaría se encuentra custodiado el testamento y dirigirse a ella para solicitar la apertura del mismo. El notario citará a los herederos y hará lectura del mismo con lo que se procede a transferir los bienes y deudas a sus seres queridos. A posteriori se pagará en impuesto de sucesiones y se finaliza el proceso de herencia.

La declaración de herederos y sus dos vías de actuación

En el segundo caso, la declaración de herederos, lleva consigo seguir dos vías diferentes en función de cuales sean los posibles herederos que se den cita para la herencia.

Las dos vías existentes son la notarial y la judicial.

Vía notarial

En el caso de la primera confluyen los herederos más directos o primer grados de consanguinidad, es decir los hijos, padres, abuelos, nietos o caso el cónyuge.

Vía judicial

Sin embargo en la vía judicial se presentan el resto de grados de consanguinidad hasta el cuarto grado, es decir, hermanos, sobrinos, primos, hijos de los primes y así hasta el cuarto grado, que es el grado máximo establecido por ley para percibir parte de la herencia.

Está claro que en el primer caso, la vía notarial, todo el proceso es mucho más rápido y menos costoso, sin embargo si es necesario acudir a los juzgados todo se complica por la necesidad de contar con abogados, procuradores, celebración de juicio, etcétera.

 

Si te gusta y crees que puede ser de interés para tus amigos, conocidos y seguidores, comparte.

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *